¡Bienvenid@s al Templo Dimensional! Un portal donde tiene cabida todo o nada. Los Sabios del Templo gobiernan este lugar sabiamente y en el anonimato, y su representante el Tío Elwood estará encantado de serviros humildemente. Atravesad los muros del Templo Dimensional y disfrutad de vuestra visita.

La Biblioteca de Alejandría

Más películas curiosas y fantabulosas

Manda este post a Twitter

Han pasado casi quince días desde mi último post, pero tiene una explicación razonable que se debe a varios factores, como que coincidió varios días festivos, el cumpleaños del Tío Elwood y una simple pereza existencial que impedían a Tío Elwood poner tonterías en su blog.

Así que, tras una larga espera, hoy vuelvo a poner nuevos posts (ya he tenido tiempo suficiente para pensar algo interesante que me gustaría poner). Aunque sé que me repito más que la morcilla, voy a poner un post similar al último y recomendar algunas de las últimas películas que han caído en mis manos. Últimamente parece que no hago más que ver cine independiente, pero no hay que confundirse, no veo cosas como Kim Ki Duk o Lars Von Trier o ese director francés de la Nouvelle Vague cuyo-nombre-no-debe-ser-pronunciado. Pues eso, hoy os recomiendo tres películas más: una genial adaptación de un comic, una obra maestra de un gran director afro-americano y una película de gangsters ubicada en un instituo de pijos yanquis.

GHOST WORLD

El sabio Erestor me dijo hace unos días cuando vió la portada del DVD de esta película: "¿Que es, así de coña?" Y eso es lo más gracioso de todo, que la respuesta es a la vez SÍ y a la vez NO. No es una comedia típica hollywoodiense como podrían ser las noches en los museos o esas de tontos que son muy tontos y se dedican a hacer tonterías durante toda la película para sacarnos una risa fácil.

No. Ghost World, película dirigida por Terry Zwigoff y basada en el espléndido comic de Daniel Clowes, trata sobre dos adolescentes inadaptadas, anti-sociales, e incluso un poco bastante freakys, Enid y Rebecca (interpretadas en la pantalla por Thora Birch y Scarlett Johansson ¿SE PUEDE PEDIR MÁS?) que acaban de salir del instituto y se dan cuenta de que tienen toda la vida por delante. Sin embargo, no saben qué hacer con ella porque se han pasado todos sus años de instituto criticando a sus congéneres y a todos los tópicos y convencionalismos sociales que rodean al resto de las personas. Intentado huir de esos convencionalismos (debemos encontrar un trabajo, casarnos, tener hijos, comprarnos dos coches y un chalet en la playa, etc. etc. ¿captáis la idea?) se dan cuenta de que la única forma de poder prosperar en el mundo consiste en caer en esos convencionalismos e introducirse dentro de esa "masa humana", aborregarse y pasar por el aro. Mientras que Rebecca tiene muchas dudas sobre lo que debe hacer, Enid lo tiene muy claro: no piensa dejarse absorber por el sistema y tiene intención de seguir siendo una "outsider" el tiempo que haga falta.

Sin embargo, dado que cada una de ellas ha optado por un modo de vida diferente, Enid se siente sola en su posición de "yo contra el mundo" y decide comenzar un juego para reírse de aquellos hombres patéticos que buscan pareja en los periódicos. Y así entra en contacto con Seymour, un hombre bastante más adulto que ella pero igual de inadaptado y antisocal (interpretado en el film por un Steve Buscemi IMPRESIONANTE) con el que comienza una extraña relación que cada vez va a más. Por supuesto, a su amiga Rebecca, que ha tragado por el aro de la sociedad y se ha dejado consumir por los convencionalismos, no le parece bien lo que hace su amiga y de ahí surgirá el conflicto de gran parte del film.

Vale, ya he contado bastante del argumento así que no pienso contar más. Simplemente deciros que la película es espléndida, porque plantea unos personajes muy reales, con unas emociones sólidas y tridimensionales. Sus vidas podrían ser las nuestras, su forma de pensar coincide con las de mucha gente que conozco e incluso con mi propia forma de pensar, y a medida que ves el film, te das cuenta del mensaje que quiere transmitir, cuya virtud es que es un mensaje múltiple y que estoy convencido de que debe cambiar según el espectador que ve la película. Aquí no encontraréis chistes fáciles, caídas y porrazos, ni chistes sobre pedos, aunque sí que hay bastantes referencias sexuales.

La película no se podría considerar un drama, ni una comedia, ni una tragedia, ni una sátira, sino que es todo eso y puede que más, porque también recrea una realidad social imperante hoy día en un país como EEUU, que se supone que es la primera potencia mundial y la luz de Occidente y todas esas zarandajas. Simplemente, nos presenta a unos personajes inolvidables en un entorno normal y corriente, y nos presenta ese entorno cotidiano bajo el prisma desencantado y pesimista de aquellos inadaptados que han tomado la decisión de elegir su propio camino en vez de acabar siendo un miembro más de la masa humana que es la sociedad.

Si a este argumento que, a mi parecer, es muy interesante, le unimos que la dirección del film es correcta y sin excesos, que los actores y actrices se encuentran en su salsa y a la excelente selección musical de temas de blues, punk y rock hindú que cubren toda la película, pues nos encontramos con una película de esas que hay que ver al menos una vez en la vida, preferiblemente estando solo, para poder pensar sobre ella una vez ha terminado. Una película que nos hace pensar y que al mismo tiempo es muy entretenida, ácida, irreverente y políticamente incorrecta. Ya podrían aprender algunos directores españoles sobre películas así.

LO MEJOR: Su sentido del humor, ácido y políticamete incorrecto

LO PEOR: Que no le dieran el Oscar al Mejor Guión Adaptado




LA ÚLTIMA NOCHE

La primera película post 11-S realizada por el soberbio y extravagante director afroamericano Spike Lee. Sí, ese que sale en el capítulo de Los Simpsons cuando Homer y Bart van en una nave espacial directos al Sol a quemarse junto a Rosie O'Donnell, Tom Arnold, Courtney Love y demás "famosillos". Pues por ahí también está Spike Lee, lo que dice mucho de la opinión de ciertos grupos de presión americanos, como la FOX, sobre este genial director y tocapelotas.

Aunque Spike Lee se merecería un artículo por sí mismo explicando su trayectoria y su forma de ver el cine, es algo que no haré aquí ahora (quizás dentro de poco cuando haya visto más películas suyas). Simplemente os hablaré de su penúltima película, La Última Noche. El señor Lee no es tonto y sabe que, aunque él sea negro, para hacer llegar su mensaje es necesario de vez en cuando hablar sobre hombres blancos, y precisamente esta película habla sobre un hombre blanco neoyorquino, Monty Brogan (interpretado magistralmente por Edward Norton) un traficante de drogas que un mal día recibe la visita de la DEA (antivicios, pa entendernos) y le descubren un kilo de droga y mucho dinero negro escondido en su casa. Con lo cual, nos enteramos a través de una puesta en escena y un montaje muy interesante, de que a Monty le han caído 7 años de cárcel en Otisville, un poco bastante lejos de NY. Sabiendo que tiene que ir a la cárcel, el día antes de entrar sus amigos, su padre, su novia y los mafiosos para los que trabaja deciden montarle varias fiestas de despedida.

Así, la película se desarrolla durante 2 horas y 10 minutos viendo la última noche de Monty como hombre libre. Vemos las relaciones que posee con los amigos de su infancia, uno de ellos un profesor de instituto amargado (Philip Seymour Hoffman, otro actorazo) y un broker sin escrúpulos de Wall Street (interpretado por Barry Pepper en un papel que poco a poco se va haciendo más dramático). La novia de Monty, Naturelle (la hermosa Rosario Dawson), mantendrá un conflicto con Monty durante todo el film, puesto que él sospecha que es ella quien le ha delatado a la policía, y para más INRI, en su última noche Monty tendrá que reconciliarse con su padre ex-alcohólico (Brian Cox, que pasa desapercibido hasta el final del film donde comienza a brillar).

Con este planteamiento tenemos una película que presenta un estilo muy típico de Lee pero saliéndose de sus argumentos típicos de "maldito hombre blanco opresor de negros". Dado que la película está basada en una novela, quizás aquí nos muestra su lado más brillante como director, ya que no puede hacerlo como guionista. Sin embargo, en el film encontramos algunas perlas de crítica social que tanto me gustan de este director, como una memorable secuencia de monólogo en la que Monty habla con el reflejo de su espejo y éste le contesta, en un acto de rabia incontrolable en la que pone a parir a todo el mundo: a todas las etnias (blancos, negros, judíos, árabes, asiáticos) a todos los grupos sociales (humildes, ricachones, vagabundos...) y a todas las instituciones y organizaciones (la religión, los gobiernos, los grupos fundamentalistas terroristas...) e incluso a sus propios conocidos (su novia, sus amigos, su padre). La escena termina cuando el reflejo en el espejo de Monty (su conciencia) se calla durante unos segundos y se dice abiertamente: "No, jódete tú. Lo tenías todo y lo has echado a perder. Tenías una beca, un futuro y la jodiste. Así que jódete tú, idiota". Sinceramente, cuando ví esto se me pusieron los pelos de punta. Es probablemente la escena más impactante del film, aunque no es la única que saca a flor de piel la rabia y la frustración del director hacia el mundo que le rodea.

En fin, para no enrollarme más, os recomiendo a todos esta película por varias razones: 1. es de Spike Lee y por tanto es genial mire por donde se mire. 2. la psicología de los personajes es excelente y cada personaje secundario es único e inolvidable por sí mismo 3. los recursos narrativos que usa el director, como los flashbacks, las secuencias de montaje e incluso un emotivo flash-forward al final, son formidables y están muy bien integrados en la historia. 4. la crítica social posterior al 11-S es muy patente y se deja ver con luz propia en la película.

Si después de lo que he comentado no os apetece ver la película, o yo soy muy malo recomendando cosas o es que esta película no está hecha para vosotros. Sea como sea, este es de esos films que deberían ponerse en las clases de ética, y no otras películas más típicas como "Pena de Muerte" que no ofrecen ningún debate posible (¿en España alguien realmente puede estar a favor de la pena de muerte? Vaya, sí, se me olvidaba, los fascistas XDXD) Pues eso, si tenéis rabia dentro y queréis ver una película en la que sentiros identificados con el personaje, esta película es una elección excelente.

LO MEJOR: La escena del espejo, en la que se condensa una crítica aplastante a toda la sociedad moderna

LO PEOR: Que sea un film de Spike Lee, considerado durante muchos años como "un negro que hace películas sobre negros" y, por tanto, que no merece consideración, según muchos críticos de cine ignorantes.




BRICK

BRICK. O "como mezclar géneros absolutamente dispares y hacer un buen film". Coged una coctelera. Introducid dos partes de cine negro a lo Humphrey Bogart y Howard Hawks. Poned una parte de cine de adolescentes e institutos. Y poned una pizca (sólo un poco) de crítica social. Removedlo todo y tendréis BRICK, una película fantástica y que se puede considerar una obra maestra de la posmodernidad y a la vez un homenaje claro y sentido a las películas de gangsters de los años 40, tanto en el argumento como en la puesta en escena.

La historia comienza cuando Brendan, un chaval marginado y antisocial, recibe una nota de su ex-novia para que acuda a una cabina de teléfonos solitaria. Cuando él va allí, su ex, Emily le habla entrecortadamente y con angustia. Se siente perseguida y le pide ayuda a Brendan. Él, como curioso que es, comienza a investigar. Un par de días más tarde, Emily aparece asesinada junto a un tunel en una asquerosa acequia. Y, a partir de ese momento, la vida de Brendan se convierte en un infierno, pues decide llegar hasta el fondo del asunto y encontrar a los culpables. A partir de ahí, comienza a descubrir una red de tráfico de drogas en su instituto y comienza a indagar más y más, al estilo de Philip Marlowe, hasta llegar cada vez más lejos, escarbando más y más en una mierda que cubre a varios de los alumnos y que, obviamente, nadie desea que sea descubierta.

Así, la historia se desarrolla al más puro estilo de cine negro de los 40: dobles traiciones, pistas falsas que llevan a callejones sin salida, villanos con bastante personalidad y muy locuaces, matones, persecuciones, mujeres fatales, y la sensación constante de que el detective está entrando cada vez más en una situación de la que será difícil escapar. La puesta en escena y el argumento, como ya he dicho, son absolutamente clásicos en su planteamiento, con una trama que se asemeja más a El Sueño Eterno que a El Halcón Maltés (por lo enrevesado de la trama y las sugestivas relaciones entre los personajes), aunque toma ideas y clichés de ambas películas, y de muchas otras. El uso de la música también es excepcional: en algunas escenas aparecen los saxofones de blues de una película de detectives, mientras que en las escenas más inquietantes se nos presentan unas melodías compuestas con el sonido que produce golpear diversos vasos llenos de cantidades diferentes de agua. Esta es una idea que sitúa el film dentro de la posmodernidad, pero sin los excesos de otros cineastas e integrando en todo momento esa curiosa e hipnótica melodía.

Esta película es recomendable por varios motivos, entre ellos el hecho de estar hecha por gente joven, chavales con nuevas ideas y que han visto mucho cine clásico. La puesta en escena es hermosa, siguiendo los patrones de otros directores olvidados como David Lynch, y con un argumento apasionante y angustioso, extraído de la mejor tradición pulp. En estas cosas es donde se ve que el director (y guionista) Rian Johnson es un cinéfilo y un freaky. Y eso nos gusta, tessoooroo.

LO MEJOR: El argumento, es enrevesado pero hipnótico, te engancha.

LO PEOR: La poca promoción que recibe este tipo de películas.



En definitiva, las películas que he recomendado hoy están consideradas por todos como "cine independiente", dos palabras que causan terror en la gran masa de espectadores cuando se pronuncian. Y esto es por culpa de unos cuantos gafapastas que se han hecho demasiado famosos con sus películas existencialistas y deprimentes (no voy a decir más nombres, cualquiera que entienda un poco de cine sabe de quienes hablo). Quiero aclarar que, cuando recomiendo películas como estas no lo hago para desprestigiar las películas de los multicines, que de hecho me gustan bastantes de ellas, sino porque no voy a promocionar películas que ya se promocionan solas y con mucho éxito. Yo prefiero hablaros de películas de las que nadie habla, porque son demasiado independientes, demasiado raras o, simplemente, demasiado polémicas para que los grandes medios de comunicación las promocionen.

De hecho, me encantan las películas de Hollywood, pero es que últimamente la cosa está un poco fea y se nota que hay sequía. Solo hay que ver cómo sacan segundas, terceras, octavas partes de películas que funcionaron bien hace unos años. Es más fácil hacer secuelas que idear cosas nuevas o, como en el caso de BRICK, sacar una buena película mezclando ideas ya utilizadas y sin tener pretensiones absurdas de hacer una obra de ARTE que solo entenderá el artista y sus cuatro amiguetes. Pero es cómodo hacer cosas manidas y repetidas, remakes y secuelas. Así la industria se mantiene en funcionamiento. Sin embargo, creo que lo más importante es contar historias, y esto es lo que algo que muchos olvidan. ¿Que la historia que se quiere contar requiere de unos efectos especiales que describan bien el entorno o el argumento de la película? Perfecto, a mí me encantan los efectos especiales y soy el primero en alabar los efectos visuales cuando son realmente espléndidos. Sin embargo, lo que no me gusta es esa proliferación de películas de seudo-acción, ciencia-ficción y fantasía que hacen una exaltación y ostentación absurda de los medios técnicos y se olvidan de lo más importante: CONTAR UNA HISTORIA.

Pues hala, ya os he dado suficiente aburrimiento por hoy, dado que supongo que casi nadie habrá llegado a este punto del artículo, supongo que aquel que haya llegado es porque le interesa, así que si estáis interesados en las películas que os he comentado, podéis pedirmelas (si sois de Valencia o Gandia, claro XDXDXD) o simplemente podéis ir al Zoo de Pedospé XDXDXD.

Hasta la próxima!!